domingo, 19 de abril de 2015

De filosofías informáticas y otras cosas

Preludio:

Este es un texto contando mis opiniones, aunque siempre intento darle un punto de vista objetivo, estaré influenciado por los hechos que han acaecido en el transcurso de mi vida y con los que estoy relacionado más intrínsecamente.

PD: Este texto tiene palabrotas.



El mundo de Windows:

Yo, al igual que el resto de personas que conozco, empecé mis andanzas en el mundo de Windows -primero con MS-DOS y luego con 95,98,XP,Vista,Windows 7, Windows 8, Windows 8.1 y ahora el 10. También he podido probar la versión de server 2012, pero sé que me dejo algunas en el tintero, que no he probado y dudo que pruebe.

Primero quiero expresar mi opinión sobre Windows Vista. El odio de la gente es brutal, y no puedo despreciarlo, pasamos de un sistema operativo que consumía unos 300MB de ram en carga a uno que se disparaba. ¿Pero fue Windows Vista un aborto en la historia? NO. Fue el primer paso hacia la estandarización del usuario del modelo de 64 bits, (el número de bits hace referencia a las palabras que utilizan los procesadores, esto quiere decir que una instrucción pasa de 32 bits viejos a 64 bits actuales). Si alguno probó XP en 64 bits, se encontró con un sistema MUY inestable y bastante pobre. Y además, que coño, fue el modelo de estandarización de Directx10, ¡aquel maravilloso DMC4 que jugué...!

La fase de Windows 7. La gente se atascó aquí. No es un sistema operativo malo, es una versión reciclada y mejorada del Windows Vista del cual no puedo hacer quejas, entiendo que mucha gente lo use, pero no entiendo la negativa a proseguir. En general mi opinión es bastante buena.

Breve parada:

Aquí fue el momento donde me decidí a experimentar e instalé Ubuntu ¿11.10? En mi viejo sobremesa, es la primera vez que probaba Linux y todo era muy extraño. Me gustó, pero como el usuario medio, no me sentía del todo cómodo y me fui.

Volvemos tras los anuncios:

La llega del 8, la interfaz de Metro, las falacias y el asco general. Windows 8 me ha causado MUCHAS peleas con los compañeros. Odio las burradas que la gente suelta por la boca y como los otros se atreven a repetir cuales cotorras, sin entender, que lo que dicen es de imbéciles. Sí, a este nivel llega mi odio. Estoy cansado de que digan que es un sistema operativo para tablets, estoy cansado de que digan "uno malo, uno bueno". ¡Venga ya! Y lo que es peor, ¡estoy cansado de que gente así, esté dentro de la carrera de informática!

Unos segundos de respiro.

Windows 8, tiene todo lo que tiene Windows 7 y más. ¿Que echas de menos el menú de inicio? Vale, -aunque no se que coño haces todo el día dándole al menú de inicio existiendo los accesos directos o la combinación Windows + E para acceder al explorador de archivos-. ¿Pero que es para tablets? ¿Tú piensas antes de hablar? ¿Le has dado al botón de escritorio? El rendimiento de Windows 8 es SUPERIOR al de Windows 7, en todo. Además, ha recibido dos grandes actualizaciones. La más importante 8.1 incluye una característica que hace que no tengas que pasar por metro para ir directamente al escritorio y poder usar tu sistema operativo. Además, está optimizado para SSD (el nuevo tipo de disco de almacenamiento), mejorando aún más el rendimiento. En definitiva, Windows 8.1 es MEJOR que Windows 7. Que te guste, o no, es otro cantar.

Mi encuentro con GNU/Linux:

Durante mi primer año de carrera, volví a usar GNU/Linux activamente. Rescaté un netbook que tengo con un intel atom n450 1gb de ram y 250 de HDD. Lo único bueno de programar, es que en general no exige demasiados recursos. Así pues, me lance a leer por los internet -y es que en internet está todo- y descubrí dos derivados de Ubuntu, Xubuntu y Lubuntu. En mi netbook predominó Xubuntu -y sigue, por todos estos años-. En general, me rinde mucho y me habilita para hacer todo lo que quiero. (Excepto el mundo web, en donde los programadores de mierda de Facebook son capaces de hacer que un ordenador a 2.4 Ghz no pueda navegar bien).

El principio de la guerra:

A lo largo de la carrera, probé Ubuntu, Debian, Arch y CentOS. (Luego iría cambiando los escritorios, pero en general, esto es lo que he probado). Mientras que en mi sobremesa seguía el maravilloso Windows 8.1, y en una partición alguno de estos (normalmente Debian, fuerte y poderoso). Todo estaba bien. Excepto yo, que sentía que con Windows no llegaba a nada.

¡A tomar por culo Windows!

Y así fue, instalé primero Xubuntu en el sobremesa como ÚNICO, sistema operativo, y p'alante. Pero a veces la interfaz se queda corta con otras aplicaciones. ¿Que hice? A por Ubuntu. La interfaz -que se llama Unity- es bastante pesada, pero en general no me quejo del rendimiento.

Estos fueron unos largos meses sin Windows. ¿Que vino después? Encontrarme con los problemas de Ubuntu. A pesar de que el ordenador rinde bastante bien, tiene algunos fallos gráficos que me molestan. No es culpa suya, es culpa de la puta empresa de los cojones maravillosa AMD (ATI) que no se digna a sacar drivers decentes. Con lo cual, incluso viendo películas me iba notaba algunos fallos que me hacían sentir incómodo. Así que... ¡Vuelta a instalar Windows! Instalo todo, vuelvo a hacer dos particiones. Configuro todo. Incluso mejoro algunas cosas para poder seguir trabajando en Windows. Al segundo día, mientras hablo con mi compañero, para finalizar la entrega. "Hey, Andrés, espera, que se tiene que actualizar".

Eso fue lo último que supo de mí.

NO HUBO COJONES DE QUE VOLVIERA A FUNCIONAR.Se atascó en las actualizaciones, se atascó deshaciendo las actualizaciones, y yo perdí horas, horas y horas. (Menos mal que Andrés pudo acabarlo el solo). ¿Qué pasço? A tomar por culo Windows. Sí, Windows no ha vuelto a estar en mi PC de sobremesa, y no hay planes de que eso suceda en un futuro próximo. No aporta nada a mi vida que no pueda hacer con GNU/Linux en general. Bueno, jugar, pero es que ya no juego mucho.

¿Y ahora eres fanboy de Linux?

No. No quiero mentirte, me encanta Windows. Microsoft está haciendo unos cambios muy importantes en su filosofía que me encantan. Me encantaría tener un Windows Phone, porque me parecen maravillosos y en general, me encantaría seguir con ellos.

¿Pero... Te aclaras o qué?

No. No es tan fácil. Tengo W10 en el netbook. Rinde bien pero me ha dado más disgustos que alegrías (el brillo no va, me ha fallado 3 veces el arranque por una actualización). PERO, es una beta y no me puedo quejar, ¡qué coño, va en el netbook! Pero es que con Linux me pasa lo mismo. La única versión en la que mi portátil tiene cojones a hacer que el brillo funcione es Xubuntu 13.10, en ninguna otra me va. Y mira que he pasado horas cambiando cosas, pero que no, que no quiere ir. He tenido algunos problemas en Linux que el usuario medio no podría resolver, -o no le sale de los cojones ponerse a resolverlos-. Así que puedo entenderlo. A mí me encanta el mundillo de la administración de Sistemas, que requiere que todo esto funcione, por eso no me importa echarle horas, pero si fuera, por ejemplo, programador. Me molestaría mucho tener que gastar mi tiempo en esto.

¿Y entonces que es mejor?

Pues en un sobremesa, si no vas a jugar, yo probaría Ubuntu Mate, porque en general va mejor. Aunque tengo alguna pelea grande con el tema de los paquetes de Ofimática (y es que Excel es poderosísimo y OneNote maravilloso). Pero en general me rinde bien. Pero también puedo entender que quieras usar Windows 8.1 Sólo espero que no te suceda como a mí.



¿Y la parte de la filosofía?

Ups. Que me olvido. Este es un tema delicado y complejo. La filosofía es algo muy importante. GNU/Linux no es gratis. Gratis es quedarse corto, es ABIERTO. Esto significa que puedes acceder al código y ver como funcionan las cosas. (Dentro de Microsoft solo los empleados de mayor rango pueden acceder a su código). La filosofía de GNU/Linux se basa en la mejora a través del conocimiento y de compartir. La única obligación que tienes para con la comunidad, es que si modificas algo, DEBES compartir esa modificación. (Y esto no es un mundo yupi, está creciendo, mirad por ejemplo, a la empresa RED HAT, que es de las más importantes del momento.

¿Y la despedida emotiva?

¡Qué decirte si has llegado hasta ti! Que te quiero, si has sobrevivido al tocho infumable que he puesto antes, quererte es lo mínimo que puedo hacer.

3 comentarios:

  1. He llegado aquí porque el formateo de Laura Tejada se ha colado en mi TL xDDD

    Yo hace tiempo que coqueteo con la idea de ponerme Ubuntu. No hago grandes cosas en el PC, así que... Mi pareja tuvo que formatear el portátil, que es un cacharro que heredó de mi. Le puso ubuntu y está bastante contento. Así que lo tengo decidido. Cuando necesite formatear -si algo funciona no se toca XD- pondré Ubuntu.

    Y aquí está la palmadita en la espalda: el post no es para tanto, hombre... Es ameno, entretenido, y las palabrotas le dan calidades :P jajaja.

    ResponderEliminar
  2. ¡Muchas gracias por pasarte! Sí, esa directiva es muy buena -de hecho es lo que aplicamos nosotros a la hora de las prácticas: "No te lies, tú haz que funcione y ya luego si eso.." Y llega el luego... "¡Qué haces, si funciona, no lo toques!" xDDD
    Eso sí, yo no uso la ultima versión porque actualiza mucho, yo uso las versiones lts que salen cada 2 años. Ubuntu 14.04 uso ahora mismo, ¡espero que te sirva!
    Y las palabrotas salen del alma xD

    ResponderEliminar
  3. MIL VECES LO DIGO: ME PARECES MUY INCREÍBLE. XD Soy tan fan de tus palabras, que incluso me enamora un tema relacionado con informática. Dime que esto no es grave, porque sí que es muy grave. ME ENCANTA COMO ESCRIBES, lo siento, soy muy muy pesada. Pero cuando algo me gusta tanto, pues no puedo guardarlo. Se desprende de mí con facilidad. *___* Yep, puede que esté loca, a lo mejor no es para tanto y esas cosas... pero qué puedo hacer yo. ¿Conformarme con un silencio? No. ¡Escribe mucho!

    ResponderEliminar